Fatiga Digital

  • Néstor Altuve
      Néstor Altuve |

      Es evidente que muchos aspectos de nuestras vidas, especialmente lo referente al laboral, son diametralmente diferentes a lo que era antes de la llegada del Covid-19, ratificado por diferentes informes de consultoras, donde se evidencia que más de la mitad de los colaboradores a nivel global trabajan de forma híbrida y/o remota.

      También, es indiscutible que las líneas entre nuestra vida personal y profesional se han prácticamente borrado y contribuido a un fenómeno conocido como “fatiga digital”, que puede definirse como “el estado de agotamiento mental (y físico) provocado por el uso excesivo y simultáneo de múltiples herramientas digitales, como aplicaciones y pantallas”. La gran pregunta: ¿cómo las empresas pueden contrarrestar este fenómeno que definitivamente está afectando su gestión de ventas?

      Lo primero, es volver a lo básico. La clave es conocer las preferencias y los comportamientos de sus clientes, lo que ayuda a determinar cómo y cuándo dirigirse a ellos. 

      Los datos del comportamiento de clientes son esenciales para crear campañas de marketing exitosas y generar oportunidades de venta. 

      En segundo lugar, algo clave en estos tiempos: pensar fuera de la caja con experimentos controlados, pero creativos. Es importante diferenciar la marca para destacarse y seguir siendo competitiva. Los contenidos y su entrega, involucrando a los actuales y/o potenciales clientes, deben ser originales e innovadores. 

      El tercero, y quizás el más importante, es proporcionar experiencias híbridas. Dado que la fatiga digital está en su punto cumbre, es más importante que nunca incorporar puntos de contacto físicos y digitales simultáneamente.

      Néstor Altuve 
       @nestoraltuve / [email protected]

      * Consultor en Transformación Digital. 



      Metrolibre