Distribuidores de automóviles proyectan una disminución en las ventas de un 65%

  • Pixabay | Autos nuevos para la venta
Redacción Web |

La Junta Directiva de la Asociación de Distribuidores de Automóviles de Panamá (ADAP) solicitó al Gobierno un diálogo urgente para definir un plan de acción en conjunto que permita reactivar la actividad y así evitar que continúe la pérdida de empleos e ingresos. Advirtieron de un fuerte desplome de las ventas de autos hasta del 65% para el cierre de 2020.

La ADAP destacó este miércoles, 24 de junio, mediante un comunicado, que la distribución de automóviles nuevos genera ingresos anuales superior a los $1,500 millones; y que la industria es responsable del 20% del total de las primas de seguros del país y aproximadamente el 16% del crédito de consumo bancario, con un saldo de $1,700 millones.

"La urgencia responde a que, durante estos más de tres meses de suspensión, la comercialización de autos nuevos ha tenido un descalabro histórico, y cada mes que pasa, dejan de vender aproximadamente $140 millones", señalaron en el escrito. 

“Es muy probable que algunas empresas del gremio no sobrevivan a este escenario de incertidumbre”, advirtió la directiva.

Indica el comunicado que "previo al Covid-19, la industria automotriz en Panamá lleva tres años consecutivos cerrando en negativo las ventas de autos, con una disminución del 28% al cierre del 2019. Ahora con la pandemia, proyectan una disminución adicional del 65% al finalizar el 2020. Tenemos una enorme presión sobre la estructura y sostenibilidad de las empresas de autos, base de la movilidad de este país”.



Metrolibre