El “golpe” electoral de 2000 en Florida evoca nuevos temores en filme de HBO

  • El filme 537 Votes.
AFP |

Dos semanas después de una elección muy cerrada, una turba enfurecida denuncia un "golpe de Estado" e irrumpe en el edificio donde se contaban las últimas papeletas que determinarán el próximo presidente de los Estados Unidos.

Esta amarga escena del año 2000 se revive a través del documental de HBO "537 Votes", que recuerda cómo este grupo de militantes republicanos interrumpió el recuento manual de unos 10.000 votos de Miami que pudo dar la presidencia al candidato demócrata Al Gore.

El temor de una nueva elección tumultuosa está en el aire con el presidente Donald Trump cuestionando la legitimidad del proceso y adelantando que podría acudir a la justicia.
Déjà vu.

El director Billy Corben dijo a la AFP que la elección en 2000 puede reflejarse en 2020 de una manera más amplia.

"No se sabe cuántas escenas como las de Miami-Dade y cuántos estados como la Florida de 2000 podríamos tener" este año, alertó Corben. "Es una perspectiva verdaderamente aterradora".

Analistas coinciden en que el aumento de la votación por correo debido a la pandemia de covid-19 podría retrasar la confirmación del ganador el 3 de noviembre.

El Proyecto de Integridad de la Transición advirtió de un posible período de "caos" legal y político explotable por ambos partidos.

Trump ha preparado el terreno para cuestionar los resultados, afirmando frecuentemente que los demócratas secuestrarán decenas de millones de votos por correo, a pesar de que no hay pruebas sobre irregularidades.

Se ha negado a declarar que aceptará los resultados y ha pedido a sus partidarios que "protejan" las papeletas, lo que hace temer enfrentamientos si la contienda resulta ser muy reñida.

El líder del Senado, el republicano Mitch McConnell, ha tratado de asegurar que el nuevo presidente tomará posesión el 20 de enero.

Pero "537 Votes" entrevistó a protagonistas del escándalo de 2000 -incluido Roger Stone, el operador republicano que después trabajó en la primera campaña de Trump-, que ven las cosas con menos optimismo.

"El recuento en Florida fue una pelea callejera por la presidencia de Estados Unidos", dijo Stone, hablando con los cineastas el año pasado antes de su condena por crímenes federales que luego fue perdonada por Trump.

La "retórica recalentada" de los manifestantes de Miami que denunciaban fraude en el recuento e incluso de golpe de Estado "funcionó muy bien" para asegurar la victoria de Bush, añadió Stone.

En el documental de Corben también se afirma que los "neofascistas" pertenecientes a la comunidad de origen cubano, muy numerosa en Florida, fueron "instrumentalizados" por los republicanos en 2000.

El propio presidente Trump ha sido acusado en repetidas ocasiones de hacer la vista gorda a los grupos de extrema derecha, incluidos los militantes armados que defienden la superioridad de la "raza blanca", con fines electorales.

"Estas tácticas funcionan... Funcionaron en 2000 y [Trump] espera que vuelvan a funcionar", señaló Corben. "Y si las elecciones están cerradas, puede que vuelvan a funcionar".



Metrolibre