Optimismo y trabajo fuerte

  • ML | Un corazón de madera.
Redacción Metro Libre |

Frente a las voces agoreras, que todo lo demonizan y nos presentan un panorama desalentador, el optimismo es el mejor combustible para enfrentar los retos, desafíos y problemas que la crisis generada por la covid-19 nos ha legado.

Los vendedores de pesimismo ven todo como una catástrofe y está comprobado que los pueblos y países que alcanzan amplios acuerdos de interés común, llegarán tan lejos como lo planifican o proponen.

El trabajo tiene que ser duro, organizado y constante. En esta coyuntura no hay espacio para detenerse porque las circunstancias lo piden.



Metrolibre