La Autoridad Marítima garantiza el funcionamiento del registro de naves

La AMP ha desarrollado un plan de atención virtual que contempla reuniones en línea y videoconferencias, para atender a la comunidad marítima mundial. Se habilitaron mecanismos para facilitar a los usuarios el registro de sus títulos de propiedad
  • La Autoridad Marítima garantiza el funcionamiento del registro de naves

El Registro Internacional de Buques de Panamá, administrado a través de la Autoridad Marítima de Panamá (AMP), continuará brindando sus servicios al mundo, con la más alta calidad, las 24 horas del día, los siete días de la semana.

Como líder mundial del sector, con más de 8,000 naves abanderadas en el país, Panamá ha enviado un mensaje de tranquilidad a armadores, clientes y socios ante esta compleja situación sanitaria que ha provocado restricciones de movilidad internacional.

El mismo ministro de Asuntos Marítimos, Noriel Araúz, ha recalcado que las medidas implementadas por el Gobierno Nacional para proteger a la población y ayudar a contener el contagio por el nuevo coronavirus, no impactarán negativamente el registro de naves panameño ni los servicios marítimos que ofrece el país.

Su mensaje, en español e inglés, se distribuyó a través de los 53 consulados panameños que brindan servicios de marina mercante en todo el mundo y lo recibieron las trece oficinas técnicas regionales en Estados Unidos, Europa y Asia.

 Se publicó en el canal de YouTube de la AMP y en los principales portales de noticias marítimas, como Seatrade NEWS  y Seatrade Cruise.

Ya se ha puesto en marcha un efectivo plan de contacto por correo electrónico, vía telefónica, reuniones en línea y videoconferencias para continuar prestando los mismos servicios profesionales ininterrumpidos de los últimos cien años.

Se habilitan, además, los mecanismos necesarios para facilitar a los usuarios el registro de sus títulos de propiedad e hipotecas navales de forma electrónica y remota.

“Sus hipotecas navales están seguras, ya que somos una bandera respaldada por un país. Al no ser una corporación privada, contamos con herramientas diplomáticas que respaldan cada una de nuestras acciones y decisiones”, ha precisado la AMP.

A través de 53 consulados y trece oficinas técnicas a nivel mundial, Panamá seguirá a disposición del sector para proporcionar todos los servicios notariales y de inscripción de propiedad y gravámenes que se requieran, de una manera ágil, eficiente y segura, respetando y garantizando en cada una de las actuaciones, todos los principios de seguridad jurídica que han caracterizado al país a lo largo de los años, recalca la Autoridad panameña.

Igualmente, se han emitido instrucciones a las denominadas “organizaciones reconocidas” (OR) para que cualquier fecha de vencimiento de auditoría o inspección, al igual que las entradas a dique, puedan extenderse por un período de 90 días, sin costo alguno.

Se ha extendido, asimismo, la validez de las licencias de tripulantes, contratos y endosos por un período de 90 días, sin que esto represente costos adicionales.

El país seguirá atento a las recomendaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) e informará puntualmente sobre cualquier modificación o nuevas instrucciones.

“Toda tormenta, por muy fuerte que sea, pasará, y estaremos preparados para, cuando el momento llegue, levantarnos más fuertes y motivados, y seguir trabajando por un transporte marítimo seguro y sostenible”, comunicó el Ministro del mar a los usuarios, a quienes agradeció su comprensión en este momento difícil de salud pública que se superará con la colaboración de todos. 


Apoyo:
 Panamá cumple con acuerdos internacionales de asistencia en el mar. La Autoridad Marítima de Panamá (AMP) y la Dirección de Sanidad Marítima del Ministerio de Salud han establecido desde hace ya dos meses los protocolos necesarios para atender embarcaciones de navegación internacional que arriben a aguas panameñas durante la ya declarada pandemia por COVID-19.

Sobre la llegada a aguas del Pacífico panameño del crucero Zaandam, estimada para este viernes 27 de marzo, se informa que ha solicitado autorización para realizar una operación “barco a barco” con el buque Rotterdam, que zarpó del puerto de San Diego, EEUU, para recibir los suministros médicos que envía la empresa Holland América.

El transbordo no representa riesgo alguno para la población nacional, ya que se realizará a más de 8 millas de tierra firme y no se involucrará a personal ni a empresas locales.

Panamá atiende así los convenios internacionales de ayuda y asistencia en el mar sin contravenir su normativa sanitaria vigente.


Abandonó ya el sector Atlántico el crucero Norwegian Star, solo con tripulación, que tras cruzar el Canal de Panamá, se abasteció y continuó su viaje.
 



Metrolibre