Biden establece una comisión para reformar la Corte Suprema de EEUU

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció este viernes la creación de una comisión de expertos para estudiar una reforma a la Corte Suprema,...
  • Esta foto de archivo del 24 de diciembre de 2018 muestra la entrada a la Corte Suprema de Estados Unidos en Washington
      Washington (AFP) |

      El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció este viernes la creación de una comisión de expertos para estudiar una reforma a la Corte Suprema, una de las instituciones más poderosas del país, cuyo funcionamiento es objeto de constantes críticas.

      El presidente firmó este viernes un decreto para iniciar el funcionamiento de esta comisión que tendrá una duración de seis meses y que después emitirá sus recomendaciones, anunció la Casa Blanca en un comunicado.

      Este grupo de expertos bipartidistas analizará los temas que están en el debate sobre una posible reforma: la duración del mandato de los jueces (que actualmente es vitalicio), la cantidad de magistrados, la forma en la cual la institución selecciona los temas sobre los que se pronuncia, y sus reglas y prácticas.

      La Corte Suprema actúa como árbitro final en asuntos legales fundamentales, que pueden incluir los derechos de las minorías y de la comunidad LGBTQ, el aborto, racismo, la pena de muerte y las controversias electorales.

      "Esta iniciativa es parte del compromiso de la administración de estudiar medidas para mejorar la justicia federal", afirmó el gobierno en un comunicado.

      Actualmente está compuesta por nueve jueces que son nombrados por el presidente y que deben ser confirmados por el Senado.

      De ellos, seis son conservadores, la mitad nombrados por el expresidente republicano Donald Trump, y tres liberales.

      Durante la primaria demócrata, varios aspirantes, entre ellos el actual secretario de Transporte, Pete Buttigieg, plantearon la posibilidad de aumentar la cantidad de jueces en el tribunal, una propuesta rechazada por los republicanos.

      Una de las principales funciones del panel será producir "un análisis de los principales argumentos en el debate público contemporáneo a favor y en contra de la reforma de la Corte Suprema, incluida una valoración de los méritos y la legalidad de determinadas propuestas de reforma", indicó la orden ejecutiva publicada por la Casa Blanca.

      La orden no abordó específicamente la ampliación del tribunal, pero en una declaración anterior la Casa Blanca dijo que los temas que se estudiarán incluirán "la duración del servicio y la rotación de los magistrados en la Corte; la membresía y el tamaño de la Corte; y la selección de casos, reglas y prácticas de la Corte".

      Entre los comisionados figuran Nancy Gertner, jueza del Tribunal de Distrito de Estados Unidos entre 1994 y 2011, y el experto constitucional Laurence Tribe, profesor de la Universidad de Harvard que también trabajó en la administración de Barack Obama.

      La creación de la comisión tiene lugar seis meses después de la controvertida confirmación de la jueza conservadora Amy Coney Barrett, tras la muerte en septiembre de 2020 de Ruth Bader Ginsburg, un ícono liberal.

      Trump nominó a Barrett días después de la muerte de Ginsburg y semanas antes de las elecciones de noviembre, en las que fue derrotado por Biden.

      El proceso de confirmación provocó la indignación de numerosos demócratas

      - ¿"Ataque directo" al poder judicial? -

      Los republicanos han rechazado lo que perciben como esfuerzos demócratas para "llenar" la corte.

      La medida de Biden provocó una feroz reacción del jefe de la bancada republicana en el Senado, Mitch McConnell, quien dijo que la mayoría de los estadounidenses se oponen a reformar la corte y advirtió que el presidente estaba llevando a cabo un "asalto directo" al poder judicial.

      "Este falso estudio académico de un problema inexistente encaja perfectamente con la campaña de años de los liberales para politizar la Corte, intimidar a sus miembros y subvertir su independencia", dijo McConnell en un comunicado.

      Esta misma semana, el juez Stephen Breyer dijo que la idea de ampliar la corte podría disminuir la confianza que los estadounidenses depositan en el poder judicial.

      Algunos activistas realizan campaña para que Breyer, quien a los 82 años es el miembro de mayor edad de la corte, se retire para brindarle a Biden la oportunidad de nominar a un joven progresista.

      En el Partido Demócrata son muchas las voces favorables a ampliar la corte como una forma de reequilibrar un organismo que perciben como demasiado inclinado a la derecha.

      Pero Biden ha mantenido distancia con esa idea.

      El viernes, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo que la comisión sopesará "los pros y los contras" de ampliar el tribunal supremo.

      El Congreso aumentó y redujo el tamaño de la corte varias veces a mediados del siglo XIX.

      En 1869 el organismo pasó a constar de nueve miembros, una integración que permanece hasta la actualidad.



      Metrolibre