¿Cómo la hidratación puede ayudarte en la recuperación por un virus?

  • ML | Mujer tomando una botella con agua.
  • PIXABAY | Un vaso con agua.
Redacción Metro Libre |

Las infecciones, pueden provocar deshidratación y la deshidratación podría incrementar los riesgos de contraer infecciones a través de la piel y las vías respiratorias. Saber cómo mantenerse hidratado es importante, por ello la Dra. Yumaira Chacón, gerente médico para Abbott en Panamá, compart algunas claves sobre el tema.

El agua es parte de cada célula de su cuerpo, es el medio donde se distribuyen nutrientes y otras moléculas esenciales y es el medio de comunicación entre todos los órganos y sistemas del organismo, por lo que es esencial para la salud.

Cuando tu cuerpo está enfermo, hay síntomas comunes que pueden llevarte a la deshidratación incluyendo fiebre, tos, diarrea, vómito, lo anterior sumado a la pérdida de apetito y una sensación de sed comprometida. Por lo que, si no están tomando suficiente líquido puede ser un signo importante que lo pone en riesgo de deshidratación”, dijo Chacón.

Dentro de las consecuencias de la deshidratación está que el cuerpo puede tener dificultades para regular la temperatura, que es especialmente importante en niños pequeños y en adultos mayores.

La deshidratación afecta todo el cuerpo

Según la gerente, investigaciones muestra que perder solo el 2% del agua del cuerpo puede afectar negativamente el estado de ánimo, la memoria y la coordinación. Y, a veces, el mecanismo de sed del cuerpo no siempre es 100 por ciento preciso. A menudo, cuando se comienza a tener sed, es posible que ya se esté deshidratado.

Mantenerse hidratado para recuperarte de un virus

Todos los líquidos no son iguales cuando se trata de prevenir y aliviar eficazmente los síntomas de deshidratación leve a moderada. Existen minerales especiales, también llamados electrolitos, como el sodio, el potasio y el cloruro, que ayudan al cuerpo a mantener el equilibrio de líquidos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda tomar una solución oral de electrolitos para aliviar la deshidratación leve a moderada de los vómitos y la diarrea.

Mantenerse hidratado puede ayudar a recuperarte más rápido si te golpea un virus respiratorio. Si necesitas ayuda para restaurar líquidos y electrolitos clave, intenta tomar uno o dos litros de soluciones orales durante todo el día. Y, consultar a tu médico siempre es el mejor curso de acción cuando necesitas mejorar lo antes posible”, finalizó.



Metrolibre